El Holandés Errante: Senta, la heroína suicida.

Por Mercedes Fisteus

Sección: Escriben nuestras jóvenes

Viernes, 14 de enero. 2022

¿Conocéis la historia del Holandés Errante? Seguramente os suene de Piratas del Caribe, pero es una leyenda que ha inspirado miles de obras. En ella, uno de los personajes es lo que conocemos como “héroe trágico”. A partir de esto, podemos establecer una relación entre esta historia, Star Wars o Los Vengadores. ¡Sigue leyendo para enterarte!

Una de las muchas representaciones de «El holandés errante» que tantas obras ha inspirado

Según la tradición, el Holandés Errante es un barco que no pudo volver a puerto, condenado a permanecer a la mar por siempre. Originalmente, se puede ver a distancia y si otro barco le hace señales, su tripulación tratará de hacer llegar sus mensajes a tierra, dirigidos a personas muertas siglos atrás.

Las versiones de la leyenda son muchas, pero la original comenzó con el capitán de un barco holandés, un capitán burgués de Holanda llamado Willem van der Decken, quien hizo un pacto con el diablo para poder surcar siempre los mares sin importar los retos naturales que pusiera Dios en su travesía, entiéndase tormentas. Sin embargo, Dios le escucha y en castigo, lo condena a navegar eternamente sin rumbo y sin tocar tierra, por lo que recibe el nombre de “Holandés errante”.

Esta narrativa ha sido adaptada o aparece en numerosas obras, muchas de ellas literarias: La narración de Arthur Gordon Pym de Edgar Allan Poe, que luego inspiraría de alguna manera La isla del Tesoro de Stevenson; El príncipe de la niebla de Zafón o en La larga marcha, de Stephen King, ya que apodan así a uno de los personajes porque parece “muerto en vida”, una persona que sigue avanzando a pesar de que todo a su alrededor está muerto, tal y como sucede con la tripulación del Holandés. Esta última novela es realmente desesperante y «cringe».

Por otra parte, ha tenido otras representaciones. La más famosa es la que aparece en la película Piratas del Caribe: el cofre del hombre muerto, que seguramente hayáis visto y que se deja influenciar por lo que veremos a continuación, pues en este artículo vengo a desgranar el desarrollo que hizo el compositor Richard Wagner en su ópera El buque fantasma, que tuve el placer de ver hace unos años en el Teatro Real. Wagner reconoció, a su vez, que había tomado la historia del relato que Heinrich Heine hizo de la leyenda en su novela satírica Las memorias del seños de Schnabelewopski.

En la ópera, el barco noruego del capitán Daland se encuentra con el Holandés Errante, que se amarra a aquel. El capitán del Holandés se presenta pero no explica que sobre su tripulación pende una maldición porque una vez él invocó a Satán, y desde entonces solo se les permite atracar en tierra una vez cada siete años en busca de un amor puro que les salve con la muerte.

Senta, la protagonista de este artículo, en una de las representaciones operísticas de la ópera de Richard Wagner El buque fantasma.

Al enterarse de que Daland tiene una hija sin casar llamada Senta, le pide su mano a cambio de dinero y él se la concede, yendo hacia su hogar a por la muchacha. Ésta acepta su destino pero su anterior pareja, un cazador llamado Erik, se lo echa en cara y el capitán del Holandés escucha esta conversación.

Desesperado porque piensa que ella volverá con el cazador, el Holandés confiesa su identidad, para irse a continuación dando por perdida a Senta. Sin embargo, esta, que conocía la leyenda y había soñado muchas veces con salvar al barco de su destino amando a su capitán, se lanza al mar en busca del holandés, jurándole fidelidad. Así, en el final de la ópera se ve al barco espectral desapareciendo en la mar, y a Senta y al capitán holandés ascendiendo al cielo.

De aquí podemos sacar varias conclusiones: Senta se nos presenta como un pseudo héroe trágico propio de las historias mitológicas de la Antigüedad, que necesita morir por un fin mayor pero que entiende su final como una especie de principio; para ella, su historia se basa en un amor profundo pero desconocido, y el mar es el símbolo de lo infinito. El arquetipo de héroe trágico se caracteriza, entre otras cosas, por no merecer su propia desgracia, por cometer un error y por provocar con ello lesiones o injusticias. Creo, de hecho, que la historia del Holandés Errante es muchas veces olvidada cuando se habla de esto, pues solo se hace referencia a las tragedias griegas como Edipo Rey. A diferencia de otras historias del arte que también contienen “héroes” trágicos como Anakin Skywalker o Thanos, Senta no acaba convertida en un antagonista porque su error solo le afecta a ella.

Por otra parte, hay factores de las sociedades de antaño elementalmente machistas: es el padre, Daland, quien concierta el matrimonio de su hija con fines económicos, cosa que ella acepta porque entiende que su vida debe estar ligada a un hombre. Como vemos, el Holandés Errante es una historia riquísima en simbología y elementos literarios clarísimos, pero podemos ir más allá y hacer reflexiones incluso jurídicas, que tienen cabida en cualquier narrativa artística de calidad.

¿Se podría considerar la muerte de Senta como una inducción al suicidio? Tal y como expone la normativa, la inducción ha de ser directa y eficaz, siendo indiferente el medio empleado para hacer surgir la determinación de quitarse la vida en el otro. El suicida debe, en consecuencia, privarse de la vida a causa de la inducción, siendo la voluntad de matarse libre y consciente, como así ocurre en el último acto. Según esto, el capitán debería haberle dicho “suicídate por mi” de forma directa, eficaz y dirigida expresamente a Senta, por lo que no podríamos imputarle este delito.

Así las cosas, valga este artículo como introducción a esta leyenda tan conocida y como muestra del extenso análisis que se puede sacar de una obra, sobre todo a la hora de hacer una reseña en condiciones.


Mercedes Fisteus

Escritora, (Villablino, León, 1995).

Jurista y escritora, se inició en el camino de la literatura atesorando algunos premios infantiles y debutando con su novela Dentro de dos años, premiada en el certamen Ateneo Joven de Sevilla del año 2019. Desde entonces, ha seguido dedicada a la labor de escribir, tarea que compagina con la impartición de cursos centrados en las leyes laborales y el emprendimiento rural, la literatura, las leyendas, la tradición oral y la figura de las brujas en el imaginario popular, seres que ya trató en su citada novela.

3 comentarios en “El Holandés Errante: Senta, la heroína suicida.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s